Skip to main content

Pasos a seguir para cobrar tu seguro de auto

Poliza de seguro de auto junto con billetes y llave de auto

¿Cómo cobrar tu seguro de auto? Sigue los pasos que compartiremos contigo en este artículo, de seguro te serán de mucha ayuda durante este proceso.       

Es justo reconocer que en la vida los accidentes suceden, y nadie está exento de sufrir un percance, ya sea por imprudencia propia o de un tercero. Si afortunadamente, en el momento del accidente tenías activa una póliza de seguros, lo que sigue es cobrar tu seguro para cubrir los costos de reparación del vehículo. A continuación, compartiremos contigo una sencilla guía con datos importantes que debes conocer acerca de todo lo que pasa detrás del cobro de tu seguro para auto.

1. Revisa tu póliza

Primero vayamos por lo básico. Es necesario revisar muy bien la cobertura incluida en tu póliza, de esta forma, tendrás una mejor idea sobre la compensación a la que tienes derecho, además de revisar el deducible que tendrás que pagar.

2. Haz la reclamación

Antes de cualquier otra cosa, lo primero que debes hacer para solicitar el pago de tu seguro es realizar formalmente la reclamación correspondiente. Para esto, deberás hablar de inmediato a la línea de reclamaciones de tu aseguranza, donde el agente te solicitará una descripción detallada de tu accidente, además de los datos de tu póliza.

Es muy importante que en este paso tengas siempre a la mano los documentos necesarios, como lo es la póliza de tu seguro y toda la información de tu vehículo. De esta forma, el trámite se vuelve más ágil y se evitan desde un principio posibles errores que podrían llegar a retrasar el proceso de cobro de tu seguro. Guardar recibos de los gastos realizados por consecuencia del incidente también puede ser de mucha ayuda.

3. Rol del ajustador

Ya que se haya determinado el responsable o culpable del accidente y que la reclamación del pago de seguro haya sido presentada correctamente, la compañía de seguros enviará a un ajustador. El ajustador es un empleado de la compañía de seguros, y es la persona encargada de inspeccionar físicamente los daños que sufrió tu vehículo. En esta parte del proceso, el ajustador tomará fotografías del carro, te hará algunas preguntas sobre el accidente y a partir de ahí hará un informe para la aseguranza, en el cual se determinará si procede algún pago tomando en cuenta los términos de cobertura de tu póliza.

4. Valoración de daños

Una vez que se comprueba que efectivamente procede un pago, lo siguiente será determinar si se hará un pago que sirva para la reparación de los daños causados a tu auto en el accidente, o si será considerado como una pérdida total del vehículo.

Cuando un auto sufre daños provocados por un accidente, la aseguranza procede a calcular el valor del vehículo, basándose en el modelo y antigüedad, entre otros factores. Es importante recordar un detalle: el que tu vehículo no haya sufrido daños no significa necesariamente que puedes dejar de pagar el financiamiento del mismo, esto en el caso de que tuvieras aún un crédito automotriz activo en ese momento. También es muy importante señalar que, en el caso de que los gastos de reparación de tu carro sean mayores a su valor al momento del accidente, la aseguranza lo terminará declarándolo como pérdida total.

Pareja jovencon hijo dentro de un auto

5. El pago

Una vez que se haya hecho la evaluación de los daños de tu carro y se hayan fijado los costos de reparación del mismo, o de la pérdida total, es cuando se procede al pago de del seguro. El tiempo que pase entre la reclamación y el pago del seguro puede variar, y esto se puede deber a diferentes factores:

•             La gravedad de los daños que sufrió tu carro durante el accidente

•             El tiempo transcurrido entre la reclamación y la asignación del ajustador

•             El tiempo que se tome entre el cliente y la aseguranza para llegar a un acuerdo sobre la cantidad a pagar, generalmente con base a cotizaciones de reparaciones

•             Los plazos que fije la ley en tu estado para el cumplimiento de pagos por parte de las compañías de seguros

Ya hablando en términos del pago, en algunas ocasiones la compañía de seguros emitirá un cheque a nombre del cliente titular de la póliza, para que este haga las reparaciones correspondientes a su carro. Sin embargo, en otros casos, lo más probable es que el cheque se mandará directamente al taller autorizado que realizará los arreglos al vehículo cubierto por la póliza.

Otros puntos importantes

Volviendo al supuesto en el cual aún tienes un préstamo automotriz activo, tenemos que ver si el monto que debes en ese préstamo, es mayor de lo que pagó el seguro por la pérdida total. Si este fue el caso, existe una alta posibilidad de que le debas una diferencia al prestamista. Esto se conoce como “capital negativo” o “negative equity”. Dependiendo de tu póliza al momento de contratarla, esta podría incluir una cobertura llamada Protección Garantizada del Auto (o GAP, según sus siglas en inglés). Dicha cobertura tiene como fin saldar cualquier cantidad de dinero restante entre el monto adeudado en el préstamo de tu carro y la cantidad pagada por el seguro.

También es muy importante tener en cuenta que toda la información referente al pago de tu seguro, así como otros procesos importantes en caso de algún accidente en el que tu vehículo haya estado involucrado, podrás encontrarla en tu póliza, para que la consultes en cualquier momento. En caso de que en algún momento necesites algún tipo de aclaración o sientes que el proceso es complicado o algo confuso, lo mejor que te pongas en contacto con un representante de servicio al cliente de tu aseguranza para que pueda resolver directamente tus dudas, y así evitar posibles malentendidos.

Si aún no tienes tu carro asegurado, o bien, quieres ver las opciones disponibles para cambiar de compañía, en Freeway Insurance te orientamos para que encuentres una póliza a la medida de tus necesidades y de tu bolsillo. Nosotros nos encargamos de investigar por ti las coberturas que ofrecen en diferentes compañías, haciendo el proceso de compra mucho más rápido y eficiente, ahorrándote tiempo y dinero.

¿Listo para obtener una cotización rápida?